CESM se desmarca del plan valenciano para atajar la lista de espera

El Sindicato Médico de la Comunidad Valenciana (CESM-CV) y el Sindicato de Técnicos en Cuidados de Enfermería (SAE) han votado en contra del programa especial de productividad para la reducción de la demora asistencial en el Sistema Valenciano de Salud, centrado en la realización de actividad fuera de la jornada habitual de trabajo para reducir los tiempos de espera para intervenciones quirúrgicas y exploraciones diagnósticas de impacto.

Según Andrés Cánovas, secretario general de CESM-CV, “se han producido avances respecto al borrador entregado el pasado lunes, en especial la posibilidad de ampliar el personal de los equipos fijados cuando la complejidad del procedimiento lo justifique, pero los precios fijados por la Administración para los diversos procesos y técnicas quirúrgicas y diagnósticas son claramente insuficientes y no reflejan adecuadamente la complejidad o importancia de los mismos -en especial, las de cadera, hernias discales o rodilla-“.

Cánovas ha hecho hincapié en que el aumento solicitado era para “fidelizar realmente a los médicos de la sanidad pública” y que una cantidad más ajustada y adecuada para el pago de la dificultad de los actos médicos a realizar hubiera sido “los precios que se fijan para las intervenciones realizadas fuera del departamento”.

CESM-CV ve especialmente bajos los precios en intervenciones de cadera, rodilla y hernias discales

En cualquier caso, ha matizado que no harán una “oposición activa al plan”, ya que este significa que “por fin se pagará al médico que más intervenciones realice por primera vez, algo defendido siempre por este sindicato, y no por horarios de estancia en el hospital”.

1 de noviembre

El programa, en vigor a partir del 1 de noviembre, se aplicará al personal estatutario en los Departamentos de Salud y Hospitales de atención a crónicos y larga estancia (HACLE) gestionados directamente por la Consejería de Sanidad, y su dotación presupuestaria anual máxima se fijará al efecto para cada ejercicio en ley de presupuestos. La participación del personal en el programa tendrá carácter voluntario y se realizará adicionalmente a la jornada habitual de trabajo, tanto ordinaria como complementaria.

El compromiso de permanencia y disponibilidad será de duración cuatrimestral, aunque esto no obsta para que personal que se encuentre realizando su jornada ordinaria o módulos para profesionales de 55 o más años pueda realizar actividades de reducción de demora asistencial descritas en el programa, aunque, en tal caso, no devengará la retribución complementaria prevista. El desarrollo de la actividad, además, dependerá también del cumplimiento de diversas condiciones previas, como que el centro tenga disponibilidad de recursos, que existan pacientes en lista de espera (propios, de otros centros o de departamentos susceptibles de ser intervenidos en el centro) y que el servicio tenga capacidad para asumir esos pacientes.

 

 

 

The post CESM se desmarca del plan valenciano para atajar la lista de espera appeared first on Diariomedico.com.