Estimulación medular y rehabilitación devuelven la capacidad de caminar a un hombre parapléjico

La estimulación eléctrica de la médula espinal y la fisioterapia han ayudado a un hombre que estaba parapléjico desde 2013 a recuperar su capacidad para ponerse en pie y caminar con ayuda. Los resultados, fruto de la colaboración de investigadores de la Clínica Mayo y la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), se publican en Nature Medicine.

Con el implante de un estimulador, el paciente pudo caminar con un andador con ruedas, asistido ocasionalmente por entrenadores. También era capaz de quedarse en pie. En las 113 visitas de rehabilitación realizadas a la Clínica Mayo en Minnesota a lo largo de un año, logró recorrer una distancia total de 102 metros, caminar 331 pasos a una velocidad de 0,20 metros por segundo y con un total de minutos caminados con asistencia de 16 minutos.

Durante el proceso de rehabilitación, el paciente recorrió una distancia de 102 metros

El caso es la culminación de un estudio de 43 semanas de duración en las que el sujeto recibió el implante del dispositivo de estimulación eléctrica y se sometió a un  entrenamiento de rehabilitación específica.

“Lo que nos enseña esto es que esas redes de neuronas por debajo de una lesión de la médula espinal aún pueden funcionar después de la parálisis”, dice el neurocirujano Kendall Lee investigador principal junto con Kristin Zhao, y director de los Laboratorios de Bioingeniería Neurológica en la Mayo.

“Ahora creo que el verdadero desafío comienza, y es comprender cómo sucedió esto, por qué y qué pacientes responderán”, se pregunta Kristin Zhao, directora del Laboratorio de Tecnología Reparadora y de Asistencia de la Mayo.

Por el momento, y como precaución de seguridad, el paciente solo camina bajo la supervisión del equipo de investigación.

El hombre, ahora de 29 años, se lesionó la médula en las vértebras dorsales en un accidente de moto de nieve en 2013. Le diagnosticaron una pérdida completa de función por debajo de la lesión de la médula espinal.

Implantación del dispositivo de estimulación

En el estudio, que comenzó en 2016, el hombre participó en 22 semanas de terapia física y posteriormente Lee y su equipo de Neurocirugía implantaron quirúrgicamente un electrodo.

El implante se asienta en el espacio epidural del área lesionada. El electrodo se conecta a un dispositivo generador de señales debajo de la piel del abdomen del hombre y se comunica de forma inalámbrica con un controlador externo. La Clínica Mayo recibió permiso de la Agencia del Medicamento FDA para usar el dispositivo en esta indicación.

Después de recuperarse de la cirugía, regresó al laboratorio para sesiones de rehabilitación y ajustes de estimulación durante las siguientes 43 semanas. Los primeros datos recabados demostraron que, en las dos semanas posteriores a la activación del estimulador, el hombre podía quedarse de pie y hacer movimientos de pasos voluntarios mientras estaba suspendido en un arnés.

A las dos semanas de la activación de la estimulación, el hombre podía permanecer de pie y realizar pasos de forma voluntaria

Durante 113 sesiones de rehabilitación, los investigadores ajustaron las configuraciones de estimulación, la asistencia del entrenador, el soporte del arnés y la velocidad de la cinta de correr para permitir la máxima independencia del paciente. Al final del período de estudio, el hombre aprendió a utilizar todo su cuerpo para transferir peso, mantener el equilibrio y propulsarse hacia adelante.

The post Estimulación medular y rehabilitación devuelven la capacidad de caminar a un hombre parapléjico appeared first on Diariomedico.com.