Hidradenitis supurativa: Rara, pero incapacitante

Progresiva, debilitante y con un gran impacto psicosocial. Esta sería la “carta de presentación” de la hidradenitis supurativa (HS) o acné inversa, que tal y como explica Ana Martín-Santiago, jefe del Servicio de Dermatología del Hospital Son Espases, de Palma de Mallorca, “es una enfermedad inflamatoria crónica y multifactorial, que se origina en el folículo piloso y afecta con mayor frecuencia las áreas del intertrigo como las axilas, zona submamaria, ingles y región perianal”.

Natalia Jiménez, de la Unidad de Hidradenitis Supurativa del Hospital Ramón y Cajal, de Madrid, comenta que esta patología suele debutar en adultos jóvenes, alrededor de los 20 años de edad, y se sabe que su prevalencia disminuye después de los 50 años.

Su impacto es comparable al de la EPOC, diabetes, ECV y diferentes tipos de cáncer

Aunque la HS tiene unas señas de identidad muy definidas, los expertos no lo tienen fácil cuando se trata de determinar su prevalencia. Antonio Martorell, responsable de la Unidad de Hidradenitis Supurativa de la Unidad de Psoriasis del Servicio de Dermatología del Hospital de Manises, en Valencia, señala que actualmente no existen datos epidemiológicos que definan su incidencia en la población española: “La mayor parte de los trabajos publicados que analizan aspectos epidemiológicos de la HS se han realizado en la población europea y norteamericana, y el análisis de los datos procedentes de la literatura científica muestran una gran variabilidad en relación a los datos de prevalencia, hecho probablemente relacionado con las diferencias poblacionales y metodológicas de los distintos estudios diseñados para estimar este parámetro. Múltiples publicaciones citan unos valores de entre el 1 y el 4 por ciento, haciendo referencia a los datos obtenidos en el estudio de Jemec y col. realizado en la población danesa en los años 90. Otro estudio posterior publicado en 2008 por Revuz y col., realizado mediante encuestas remitidas a la población francesa mayor de 15 años, estima una prevalencia del 0,97 por ciento. En España, en base a un primer barómetro de HS realizado en colaboración con la Asendhi (Asociación de Enfermos de Hidradenitis), se estima que la prevalencia oscila en torno al 1 por ciento”.

Las cifras de la hidradenitis supurativa

Natalia Jiménez apunta que “al tratarse de una patología que sigue estando infradiagnosticada, probablemente estudios epidemiológicos más precisos puedan aportar porcentajes mayores de ese 1 por ciento que manejamos. Del mismo modo, es necesario hacer estudios de prevalencia en diferentes países”.

En cuanto al perfil tipo de las personas afectadas por la HS, Cristina Ciudad, del Servicio de Dermatología del Hospital Gregorio Marañón, de Madrid, comenta que “se trata de un paciente joven y adulto, entre 18 y 55 años, de ambos sexos, más frecuente en mujeres, aunque las formas más graves aparecen en varones; con múltiples visitas al médico de Atención Primaria y a Urgencias, y consumo frecuente de analgésicos y antibióticos”.

Martorell señala al respecto que el caso tipo sería una mujer y en menor frecuencia un hombre que tras la pubertad comienza con lesiones profundas, inflamadas y dolorosas, afectando a las áreas corporales con presencia de glándulas apocrinas, siendo las regiones más frecuentemente afectadas la axilar, inguinal y anogenital.

Respecto a las manifestaciones características de esta enfermedad, Ana Martín-Santiago afirma que “los principales síntomas son dolor, supuración, mal olor y dificultades para la movilidad. Esto puede provocar alteraciones del ánimo, disfunciones sexuales, dificultad en las relaciones sociales y absentismo laboral. En nuestro centro, uno de los principales motivos de consulta en los Servicios de Urgencias es el dolor local asociado a los brotes de la enfermedad”.

Principales síntomas

Para Juan J. González Armengol, presidente de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (Semes), los principales síntomas son el dolor y la presencia de tumoraciones más o menos dolorosas en las zonas afectadas, como pliegues y similares: “Esto puede ocurrir de forma recurrente. Normalmente, los pacientes van a Urgencias por el dolor o buscando explicaciones a que les ocurra esto. De hecho, es un tema relativamente prevalente, con un diagnóstico tardío, incluso de años, con casi diez visitas a nuestros servicios, buscando respuestas. Y las fases avanzadas producen mucho disconfort y deformidades. Si hablamos de perfiles frecuentes de mujeres en edad media o incluso jóvenes, produce mucha morbilidad y alteraciones psicológicas añadidas. A esto hay que añadir el profundo desconocimiento que tenemos en todos los colectivos sobre esta patología”.

Ana Martín-Santiago explica que la HS se desarrolla en distintas etapas que evolucionan de manera continua a lo largo de los años: “Es una enfermedad crónica que deteriora mucho la calidad de vida. Las lesiones características son los nódulos, abscesos y fístulas que finalmente dejan cicatrices. Existen varias clasificaciones clínicas como la de Hurley, el índice de Sartoriuos modificado o el Hidradenitis Suppurativa Clinical Response (HiSCR). Recientemente, la European Hidradenitis Suppurativa Foundation (EHSF) ha propuesto el uso del International HS4 (IHS4)”.

The post Hidradenitis supurativa: Rara, pero incapacitante appeared first on Diariomedico.com.