Las T-CAR tratan de reproducir el éxito logrado en hematopatías

La infusión de células T-CAR, una inmunoterapia basada en linfocitos T modificados genéticamente para aumentar su potencia y capacidad de lucha contra el cáncer, se está utilizando con éxito en pacientes seleccionados con hematopatías graves. Las agencias reguladoras europea y estadounidense (EMA y FDA, respectivamente) han aprobado este tipo de tratamiento para la leucemia linfoide aguda en enfermos menores de 25 años y para linfoma no Hodgkin difuso de célula grande y primario de mediastino, después de dos o más líneas de tratamiento.
Los buenos resultados obtenidos en estas enfermedades han impulsado más ensayos clínicos sobre nuevas indicaciones, que se multiplican de la mano de la industria, y también, aunque en mucha menor medida, en el ámbito académico. En Europa, uno de los pioneros en desarrollar las llamadas T-CAR académicas es el grupo de Álvaro Urbano-Ispizua, del Hospital Clínico de Barcelona.

El también coordinador del Grupo Español CAR de la Sociedad Española de Hematología y Hematoterapia (SEHH) considera que “los estudios académicos son siempre enriquecedores para todos (industria, pacientes, médicos), pero en el caso de la terapia con linfocitos T-CAR es fundamental que exista esa sinergia del hospital con la industria, puesto que hablamos de un medicamento que procede del propio paciente”.
Urbano-Ispizua ha participado en la entrega de premios de la cátedra Celgene de Innovación en Salud de la Universidad de Alcalá de Henares, con una conferencia en la que ha revisado el camino recorrido, desde la fase

preclínica en modelos de ratón hasta la puesta en marcha del ensayo cien por cien académico que permitió el desarrollo de una terapia con T-CAR dirigida sobre todo a pacientes adultos con leucemia linfoide aguda; “es un grupo de pacientes en los que no hay T-CAR comercial aprobado, de ahí que viéramos la necesidad de este estudio”, ha recordado Urbano-Ispizua

En ese ensayo se han tratado ya a 32 pacientes, y hay cuatro más pendientes de recibir la terapia. Los enfermos tratados se encuentran en remisión completa, salvo tres, de los que, a su vez, dos no expresaban CD19, la diana a la que se dirigen los linfocitos T-CAR, “y basta que una clona no exprese la diana para que este tratamiento no resulte eficaz”.

El hematólogo ha avanzado a DM que esperan empezar pronto lo que será el primer ensayo clínico académico europeo para mieloma múltiple con células T-CAR que reconocerán el antígeno BCMA. El mieloma múltiple es seguramente la siguiente indicación para la que estas terapias recibirán aprobación: “Hay estudios con T-CAR comerciales avanzados; el ensayo Bb2121 está obteniendo resultados muy buenos en pacientes en los que se habían intentado las familias de tratamiento más eficaces en mieloma múltiple: inhibidores de proteasoma, modificadores de la respuesta inmune y anticuerpo monoclonal anti-CD38. Son enfermos que están un año entero en respuesta con T-CAR”. Además, ha aludido a un ensayo aleatorizado en marcha para determinar si el uso de T-CAR es superior al autotrasplante de médula ósea; “de confirmarse esa hipótesis, podría incluso cambiar el estándar de tratamiento”.

También en mieloma múltiple, un grupo del Centro del Cáncer Memorial Sloan Kettering, en Nueva York, acaba de publicar en Science Translational Medicine los resultados en modelo experimental con primates de linfocitos T-CAR contra GPRC5D, lo que podría ser una nueva línea en aquellos pacientes que recayeron con la versión previa de las T-CAR, dirigida a BCMA.

Urbano-Ispizua ha reconocido que las expectativas de las T-CAR, no ya en hematopatías sino en el tumor sólido, “son muy altas, si bien el éxito clínico real se ha circunscrito a leucemia linfoide aguda y a linfoma.En mieloma múltiple también hay buen respuesta, pero los pacientes siguen recayendo. El éxito aquí es más transitorio que en las otras patologías con las que, en especial en linfoma, parece permanente. Es probable que la intensa investigación que se está llevando a cabo permita encontrar soluciones en otras enfermedades, pero parece que está costando un poco reproducir el éxito alcanzado en las actuales indicaciones. Ahora hay que preguntarse dónde está el límite de las T-CAR”.

La cátedra Celgene premia a la innovación en el ámbito sanitario

La cátedra Celgene de Innovación en Salud de la Universidad de Alcalá ha entregado los III Premios a la Innovación en el Ámbito Sanitario, unos galardones que reconocen proyectos punteros en las categorías de Oncología, Hematología, Dermatología, Reumatología, Gestión Sanitaria, Farmacia Hospitalaria y Pacientes, y que han contado con la presencia del consejero de Salud de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, en la ceremonia de entrega.

Estos premios han reconocido catorce proyectos innovadores (entre ganadores y finalistas) en el sistema de salud español. La Alianza Harmony es el proyecto ganador en la categoría de Hematología, tras haber demostrado que la implicación de 53 entidades socias del ámbito sanitario en 11 países y el uso del Big Data permiten mejorar el abordaje de los pacientes con hematopatías graves.

Tanto en Oncología como en Farmacia Hospitalaria se han galardonado proyectos de estratificación de pacientes. En Oncología resultó ganador un proyecto del Hospital Clínico Universitario de Valencia basado en el desarrollo de una prueba no invasiva de susceptibilidad al cáncer de mama, que integra el mayor número de factores de riesgo genotípicos y fenotípicos descritos en la actualidad y que permite la prevención personalizada y la detección precoz de esta enfermedad. El proyecto premiado en la categoría de Farmacia Hospitalaria tiene como objetivo mejorar la atención farmacéutica a los pacientes externos, dado su continuo crecimiento en los hospitales. Para ello, desde el Complejo Hospitalario de Navarra se ha creado un sistema inteligente de gestor de colas que optimizará la gestión de los recursos, según el estado de la prescripción y las características individuales de cada paciente.
En el área de Dermatología ha resultado galardonada una aplicación móvil -PsoriasisCalc- desarrollada por el Hospital Universitario de Albacete cuya finalidad es facilitar al personal sanitario las escalas relacionadas con el diagnóstico y seguimiento de la psoriasis.

El proyecto premiado en el área de Reumatología consiste en el desarrollo de un modelo clínico-predictivo que busca mejorar el tratamiento de las personas con espondiloartritis a largo plazo y cuya implantación está prevista en el Instituto de Investigación Sanitaria Puerta de Hierro, en Madrid.
En Gestión Sanitaria se ha reconocido un proyecto de consulta telemática para pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal del Hospital San Juan de Dios del Aljarafe, y el proyecto ganador de la categoría Pacientes es un protocolo sistemático de valoración geriátrica en personas mayores con neoplasias hematológicas, implantado en el Hospital Fundación Jiménez Díaz, en Madrid.

The post Las T-CAR tratan de reproducir el éxito logrado en hematopatías appeared first on Diariomedico.com.