«Tendremos que hacer control de daños docente tras el coronavirus»

MIR
nuriamonso
Paralizadas las evaluaciones de los residentes
María José Cerqueira, presidenta de Sefse-Areda (DM)
María José Cerqueira, presidenta de Sefse-Areda (DM)

El sistema sanitario tendrá que analizar muchas cuestiones cuando la pandemia del coronavirus de la Covid-19 esté controlada. Y una de ellas será qué pasa con la formación de los miles de residentes.

"Cuando salgamos de esta situación deberemos hacer control de daños desde el punto de vista docente", reconoce a María José Cerqueira, presidenta de la sociedad de tutores de formación especializada Sefse-Areda.

"Los itinerarios formativos de las especialidades, al menos en las autonomías que estamos sufriendo el golpe de la Covid-19 con mayor fuerza, se han quedado en stand by. Sencillamente, los residentes han suspendido las rotaciones que tenían programadas para pasar a trabajar en equipos Covid-19 o de apoyo al Covid-19". 

De hecho, en la última orden respecto a este tema, el Ministerio de Sanidad decidió prorrogar el contrato a todos los residentes (y no sólo a los de último año) y dejar en suspenso las evaluaciones anuales y finales.

"No todas las autonomía estamos en situación de realizar la evaluación de los residentes en tiempo y forma. Si aceptáramos que las que pudieran lo hicieran, estableceríamos un agravio comparativo entre residentes de diferentes comunidades", defiende esta docente.

Reconoce que "la urgencia de atender a muchos más pacientes de los que en situación normal sería razonable, con unas necesidades marcadas por la gravedad en muchos casos, está pasando por delante de cualquier otra consideración. Tutores y residentes pueden estar trabajando en unidades distantes, que además varían según las necesidades incluso día a día".

Aún así, recuerda que la formación sanitaria especializada es una tarea coral, en la que colaboran de manera directa o indirecta todos los profesionales, por lo que eso no tiene por qué significar una menor supervisión para los residentes más pequeños o que no puedan consultar dudas.

Lo que aprenderán los residentes

Además, la experiencia de enfrentarse a una pandemia también tiene sus propias lecciones. Cerqueira apunta que, como indica la orden del ministerio, están adquiriendo competencias "en control de enfermedades y en situaciones de emergencia, competencias que, aunque no estuvieran previamente programadas, están adquiriendo y además de manera muy intensa". 

Además, también están aprendiendo sobre el trabajo colaborativo en equipos multidisciplinares cambiantes, la utilización racional de recursos escasos y el manejo del estrés y las emociones.

Alaba a los residentes por estar mostrando "su espíritu de colaboración, su dedicación, su madurez profesional y su entrega. Esta crisis nos está enseñando unas cuantas cosas y una de ellas es que vamos a estar en manos de grandes profesionales".

Pero al final, las comisiones de docencia tendrán que ver cómo han quedado los itinerarios formativos de cada una de las especialidades y los planes de formación individual de cada uno de los residentes. 

"En función de ello deberemos poner todas las medidas necesarias para compensar las pérdidas, lo que puede suponer, según los casos, readaptar rotaciones o prolongar periodos formativos", explica.

Complemento salarial de los MIR

Sobre los residentes de último año, apunta que la prórroga no es una situación que aprobaran los tutores. Espera que con el complemento salarial que puedan recibir los MIR se palie en parte el agravio comparativo para quienes a finales de mayo iban a ser especialistas, con libertad además para trabajar donde quisieran contratarles.

Reconoce que la orden de Sanidad es ambigua respecto a la paga extra de los residentes, pero cree que el ministerio "no podía concretar más" por una cuestión de competencias.

Cree que al final las autonomías se coordinarán, "porque estamos ante un supuesto nuevo que tampoco tiene fácil encaje jurídico. Pero nadie puede esperar que esto sea un complemento lineal en el sueldo de todos los residentes. No es lo que dice el punto 4 ni lo que pretende". Lo normal para los R4 y R5, asegura, será asimilarlos a los adjuntos de primer año.

"Sin el coronavirus ya hay diferencias en las remuneraciones entre comunidades y también entre centros dentro de la misma comunidad, según sean públicos, concertados o privados, de la misma manera que también hay diferencias entre los adjuntos".

María José Cerqueira, presidenta de Sefse-Areda, reconoce que los planes formativos de los residentes se han quedado en 'stand-by' por el coronavirus. coronavirus Off Nuria Monsó. Madrid EIR FIR Profesional Joven Off